¿ Por qué sobre este área?

¿Por qué un blog  con este tema? Porque la intuición, el ego y el oficio me dicen que se estaba necesitando, porque adoro esta profesión (llamada #gestión de personas, Recursos Humanos o como se quiera ahora… temita que ya tocaremos) en la que se sufre diariamente si tienes algo de valores, principios y ganas de construir y aportar.

Porque veo y escucho a colegas de profesión quejarse de lo mismo en “petit comité” porque nuestro rol, status o pose no nos permite ser honestos en público.

Porque esta profesión o vocación ha derivado en algo que muchos no queremos, y por ello también salen otras iniciativas interesantísimas como #humanosenlaoficina que reivindican la bondad de este oficio.

Porque se nos llena la boca de las palabras de moda: #transformación digital, #millenials, #diversidad, #gestión del talento… y cuando “rascas” un poco, en muchos casos es pura fachada.

Porque la teoría nos la sabemos bien pero si preguntásemos a esos equipos del propio área de #RRHH, ¿qué dirían de nosotros? ¿Somos el líder-coach del que ahora se habla tanto? ¿Somos referente para otros en cuanto a valores, a conductas, a personas que inspiran?

¡Cuánto gurú trasnochado! ¡Cuánto ego desmedido que además tiende a asociarse para crear ese guetto del saber, esa hacienda del postureo y del conocimiento teórico y endogámico. ¿De verdad que nos creemos que el departamento de Recursos Humanos (people, personas, cultura, felicidad o como quieras denominarlo) es el centro sobre el que pivota todo? La piedra angular? NO, señoras y señores, las personas, los seres humanos a los que servimos (porque nuestra profesión va de servicio, que se nos ha olvidado) son los importantes. De hecho esta carrera desmedida por el ego nos lleva al ridículo inventando nomenclaturas extrañas para dar más postín o incluso a veces despistar el objetivo de nuestra misión: servir a las personas y la organización, bien sean nuestros colaboradores, nuestros clientes o cualquier otro ser humano con el que tengamos interacción.

¿Por qué este #blog? Porque creo desde lo más profundo que tenemos que volver a la esencia, al origen sencillo de nuestro rol: retomar esa vocación de servicio y esa noble misión de acompañar a otros en este camino de la vida profesional para conseguir que desarrolle todo su potencial; desde mi punto de vista, para eso se creó la función de recursos humanos, no para regodearse unos con otros y alabarnos de forma hipócrita cuando en el fondo me ves como un rival.

Porque creo que las cosas se cambian haciendo, desde dentro, con respeto, con cariño, con mucho humor, con paciencia, con juicio crítico, y con mucho humor, ya lo he dicho, no?

Espero que estas líneas te hagan recordar por qué empezaste en esto, no porque yo tenga razón (sólo tengo mi humilde opinión y la valentía de mostrarla) sino porque las #personas que me cruzo cada día, con las que hablo de muchas organizaciones, grandes y pequeñas, locales y multinacionales, estamos necesitando de un departamento de #personas de verdad, que tenga vocación, que quiera “mojarse”, que recupere el espacio que merece.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s